18 de marzo de 2009

Peter Doherty - Grace/Wastelands

Pin It Ahora!
Sí, lo habéis leido bien y no me he equivocado escribiendo el nombre de este disco. Ni es Babyshambles, ni es Pete Doherty.

Sorprendentemente el mediático inglés se presenta a sí mismo en su disco como Peter... ¿posible pista sobre el contenido que nos vamos a encontrar en él?¿Con este cambio pretende adoptar ese aire de madurez que infructuosamente había intentando adquirir con "Shotter's Nation"?

Pues bien, parece que sí. En éste disco nos encontramos canciones que no tienen nada que ver con los anteriores trabajos de The Libs y de Babyshambles. El único referente hasta ahora podíamos encontrarlo en discos autoeditados por Pete, donde mezclaba canciones de mucho talento, siempre acústicas, con versos y prosa declamada entre canciones. Nos referimos a trabajos como "Flophouse Rambles", "Sailor Sessions" (2003), o anteriormente con "HQ Sessions Second Wave" (éste sí que fue comercializado por Internet).

No hay ninguna duda de que Pete Doherty tiene talento. Negarlo a estas alturas es impensable, a pesar de que popularmente sea conocido por lo que es, o mejor dicho, por lo que ha sido... En este disco vuelve a ser ese chico tranquilo, carismático, que mientras se comía un croissant pensaba: "Noel's a poet and Liam's a town cryer". Bien, lo suyo sería decir que Liam sigue siendo un llorica, Noel sigue siendo un poeta, y que Pete Doherty está consiguiendo poco a poco llegar al nivel requerido, mediante este álbum, y mediante todas las obras escritas (con sangre o con tinta, Bic naranja o Bic cristal) que está legando no se sabe bien a quién. Recupera además una faceta de cantautor de la que dejaba unas huellas en "Shotter's Nation", canciones como "There She Goes" o "Lost Art of Murder". En ocasiones "Grace/Wastelands" nos recuerda una música propia de los cabarets de los años 30.

Otras veces Pete recupera ritmos perdidos y olvidados como en el caso de "Arcady", la cual para mi gusto con otra guitarra de la que cuelgue un tal Carl Barat (a poder ser) no desentonaría en ninguno de los dos discos de The Libertines."Last of the English Roses" es quizás la canción más trabajada y producida del disco, no en vano es el single de lanzamiento, junto con un controvertido videoclip, que realmente choca con lo que a priori Pete debería haber buscado con este álbum, reconocimiento frente a sensacionalismo. "1939 returning" es una canción bonita, para la cual es indispensable leer las letras, cargadas de sentimiento... es curioso que está canción en un principio fue pensada para ser cantada a dúo con Amy Winehouse, amiga y compañera de guateques del señor Doherty."

A little death around the eyes" tiene un tinte romántico oscuro, condicionado por los violines de fondo. Está escrita por Barat y Doherty. Del resto de las canciones destacamos "Salomé", inspirada por la obra homónima de Oscar Wilde; "Sheepskin Tearaway", escrita y cantada con Dot Allison (cantautora escocesa, poco conocida por estas tierras); y por último "Broken Love Song", escrita con Peter Wolfe, poeta y cantante inglés muy asociado al ambiente de estupefacientes que rodea al libertino.

El resto del álbum se pierde entre saxofones, pianos, blues, la voz de Pete Doherty que pide algo más que un Angileptol a cada canción, y por supuesto, el halo místico que envuelve a las cosas bien hechas. En definitiva, un buen disco que rompe con la línea marcada por "Down in Albion" y "Shotter's Nation", donde Pete se abre a sí mismo las puertas y las ventanas del talento, de la buena música, de la poesía, de la armonía, y por tanto, de nuevo del reconocimiento que tan al fondo del armario lo había arrinconado él mismo.
(By Galdo Herty)