11 de febrero de 2014

Álbum de la semana: Let's Go Extinct (Fanfarlo)

 

"Away from the top and away from the drills, but kid I'm a pilot, it's all I believe in. You can ride on my back". Abril de 2009. Los timbales de I'm a Pilot captaron de inmediato nuestras emociones. Era el primer single de "Reservoir", el debut de una de las mejores bandas que han pasado por las teclas de Long-Brit. Una sofisticada criatura folk había llegado para quedarse. Nuestro idilio se tornaría en eterno. 

Fanfarlo se convertía así en nuestro piloto particular, el mismo que nos guiaría a los más bellos parajes musicales a través de una portentosa maquinaria instrumental. Lo comprobamos con Luna, Comets, Ghosts o Finish Line. Dos años más tarde, la banda londinense de origen sueco publicaba "Rooms Filled With Light", en la línea de Reservoir, pero menos brillante. Simon y compañía han vuelto con "Let's Go Extinct". Pero lejos de extinguirse, el quinteto londinense ha dado un paso más allá y nos sorprende con un sonido más experimental, rescatado e influenciado por las bandas de los 70 y 80, desde Miles Davis a David Bowie.

Comparados con Arcade Fire o Beirut, poco o nada tienen que envidiarle a ambos. Con su último trabajo, Fanfarlo se aleja de ese pop fresco y pegadizo para hacerse un hueco en la tendencia electro, ese rollito que tanto gusta ahora a bandas y productores y que certifica que el pop está demodé. El disco refleja la evolución del ser humano y el futuro de la raza humana. He aquí la duda universal... ¿Evolucionaremos juntos hacia una nueva especie o nos extinguiremos como otros organismos? 

De nuevo repican los tambores y florecen las trompetas, los violines y los teclados. Pero en esta ocasión ceden protagonismo a las guitarras eléctricas y a los sintetizadores. Todo, fruto de un cambio sustancial en la manera de escuchar y entender la música moderna. O si prefieren, el mismo fondo, pero diferentes formas.

Life in the Sky es un viaje al espacio, ese que dibuja su preciosa portada y que servirá de guía al resto del álbum. Cell Song nos recuerda en esencia al sonido Beach House, placentero y sosegado, al igual que Myth od Myself, con las agujas del reloj como telón de fondo. Landlocked podría ser la bso de una película de Tarantino. Simplemente genial. La bailarás. The Grey and Gold es quizá el más sobresaliente del álbum, la apuesta más enérgica, a golpe de melodías grandilocuentes que nos sumergen en la perfecta simbiosis del synth-pop bajo las cuerdas vocales del señor Balthazar. Let's go Extinct nos demuestra que Fanfarlo han madurado, que han experimentado pero que continúan manteniendo su esencia. Y eso solo lo logra una gran banda.

Verlos en directo es una grata experiencia. Ellos adoran España y aquí siempre les hemos acogido muy bien porque sus conciertos son pura delicia (una de las mejores bandas que ha disfrutado una servidora). Como os adelantamos en nuestra agenda, el próximo 17 de febrero podréis verlos en Madrid (sala But) y el 20 en Barcelona (Barts). Concierto altamente recomendable.


Puntuación: 7,5/10 

Temas imprescindibles: Cell Song, Landlocked, The Grey and Gold.


  

No hay comentarios :

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...