30 de abril de 2015

Ryan Adams vs Bryan Adams. Más de una década después, Ryan arrojó las armas.



Febrero del año 2002. El nuevo pero ya reconocido artista norteamericano Ryan Adams, considerado una de las figuras claves de la regeneración del "nuevo rock americano", gira por numerosos países europeos presentando su magnánimo álbum "Gold". 

En su paso por Noruega, en el Rockefeller Music Hall de Oslo, Ryan Adams regala un concierto impecable a los asistentes. Pero es el momento de los bises y en un gesto de amabilidad, pregunta al público qué canción les gustaría que interpretase para cerrar tan espléndida velada. 
Ni corto ni perezoso, un despistado (o alguno con muy mala baba) grita: "....Summer Of 69!!!”. Imaginaos el trauma del cantautor de Jacksonville, al que tan sólo una "B" le separa su nombre y apellido artístico del genio de Vancouver, Bryan Adams. Una sombra que de principio a fin le persigue y nunca logró esquivar.
Ryan Adams, tras escuchar dicha petición, perplejo y en una creciente y mortal herida de amor propio y orgullo, ordena que se encienda las luces del recinto. Mira al tipo y le dice que se marche de inmediato de la sala y ordena que al salir, al susodicho bocachancla le devuelvan el doble del importe de la entrada para que, según él, además "pudiera comprarse algún buen disco de rock". 
La circunstancia que debió ser pura anécdota, trascendió. Un año después, en sus conciertos en las ciudades de Nashville y Detroit, ordenó encender de nuevo las luces del recinto y pagó a los (esta vez sí) bromistas, el dinero de la entrada directamente de su bolsillo antes de que abandonasen el propio recinto.
¿Mucho fan de Bryan Adams? o, ¿mucho cabroncete suelto?

Como se suele decir, "si no puedes con tu enemigo, únete a él".
Hace tan sólo dos días, 13 años después, Ryan Adams vuelve a Nashville, al Ryman Auditorium, a tocar un acústico, él sólo ante la audiencia. Terminando el concierto, Ryan Adams, con esa espina clavada más de una década antes y por supuesto, evitando preguntar nunca más a la audiencia por alguna petición concreta de canciones, ...con su guitarra acústica y un papel con la letra bien apuntada, comienza a tocar una canción fuera de repertorio. Sí, es esa. "Summer of  69" suena en directo y más allá de cualquier rencor, la hace suya, la siente dentro. Porque, ¿quién no ha disfrutado alguna vez con las buenas canciones que recuerdan amigos ya casi olvidados y sobre todo, aquel viejo y entrañable primer amor?. 

El clásico del año 1985 le aplastó y Ryan, ese niñato que se creyó poseedor de una intelectualidad musical intrascendente, se hizo mayor. 
Atrás quedaron años de envidias y complejos por parte del estadounidense, quién a pesar de que alguna vez (sin documento gráfico) se atrevió también a versionar temas del canadiense Bryan Adams como el "Run to you" de 1984, llegó a soltar lindezas como esta en la revista NME: "Bryan no es un artista serio, hace canciones pensadas para gustar a una audiencia determinada". Evidentemente el contexto de un artista nacido en los 80 y llevado por un gran sello respecto a estas casi últimas dos décadas donde internet permite elegir el canal por donde tus canciones puedan llegar a la audiencia, más o menos "indie" o "alternativo", dejan entrever lo absurdo de tal afirmación (dudosa y discutible igualmente). 
Y, más allá de eso, por ejemplo, ¿Wilco debieran poder tener barra libre para criticar a Madonna por el simple hecho de hacer canciones más comerciales?. Absurdo. Tan absurdo, que terminó sus declaraciones apostillando: "Además, no es precisamente un buen fotógrafo". Aludiendo a la otra gran pasión del canadiense.

Rectificar es de sabios. Y a tí, Ryan, te cuesta. Pero vas por buen camino...

(Pincha AQUÍ para ver la reciente cover de ese "Summer of 69")

+info:   paxamrecords.com  / https://www.bryanadams.com
twitter: @JRGE09 / @LONGBRIT

No hay comentarios :

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...