14 de mayo de 2015

Fiestas de San Isidro 2015, lo de siempre, horribles. Vete de cañas y a comer como si no hubiera mañana.

Vivir el madrileñismo no es fácil. El chotis es un baile soso y aburrido y aunque se puede uno "arrimar", no da como para salir de fiesta y culminar una buena noche. Las fiestas en Madrid son rancias, con su cierto encanto, pero rancias. Los conciertos más notables para este San Isidro no van más allá de un Jaime Urrutia que debe ser primo segundo de algún consejero del Ayuntamiento de Madrid (si no, que me expliquen a mí qué se ha fumado la persona encargada de programar dicha agenda musical) y de unos Sidonie que nunca defraudan pero ya los hemos visto tantas veces que la ilusión no nos desborda por completo.

¿Tendrá que nacer un nuevo Tierno Galván para que la ciudad de Madrid se sacuda la caspa de encima?, ¿Volverán los conciertos de primer nivel, entre litronas y cigarros, a ver nuestros ojos al propio Morrissey en el Paseo Camoens del Parque del Oeste?, ¿la actividad cultural de esta ciudad seguirá fomentando quitar árboles y crear plazas grises y desnudas con cemento y hormigón como paisaje dominante para montar ridículas ferias medievales y de productos artesanos?, ¿tendrá la baronesa Thyssen que encadenarse de nuevo a un árbol?, ¿alguna vez tendremos una sala de conciertos de aforo medio con sonido decente?, ¿Son las fiestas y verbenas de la La Paloma, San Lorenzo y San Cayetano las auténticas fiestas castizas?, ¿Aparecerán este fin de semana por la Pradera de San Isidro en bici el trío cadavera Mariano-Espe-Cifuentes?, ¿Se mearán de miedo en los pantalones los niños al verlos pasar?,... deberían. Y deberían hacerlo porque como esto no cambie, terminaremos viendo cómo la Latina se llena de Starbucks, VIPS y el único evento cultural de primer nivel que van a ver esos niños en Madrid se llamará DCODE, fabricado por Live Nation y de muy mal gusto y formato ramplón.

Dicho todo esto (estamos en campaña y necesitaba explayarme un poco), lo único auténtico que nos queda de verdad y que da gusto encontrarse por Madrid en muchos de sus barrios y rincones desconocidos para el turista medio de tripadvisor, es nuestra comida típica. Encontrarse con esa tasca sacada de peli de "yo, el Vaquilla" o de la mítica "La Estanquera de Vallecas" del gran Eloy de la Iglesia, ese bar llamado Casa Manolo, Casa Pepe o Casa Fulano. Esa caña bien tirada de mahou (que como en Madrid, no se tiran en ningún lado, aunque os joda reconocerlo a muchos), ese camarero cabrón con su sorna y fina ironía, esos azulejos de la España cañí y esa barra de mármol con el grifo dorado presidiendo y vertiendo la cerveza con la fuerza precisa y con su perfecta cantidad de espuma.
Por eso, lo mejor que se puede hacer en este y todos los próximos San Isidros hasta que los mandos del ayuntamiento no cambien de manos, es dejar al lado las actividades culturales y centrarse en las puramente gastronómicas. Los imperdibles que os recomendamos para acompañar o rematar esas primeras cervecitas, son estos:

Viernes 15 de Mayo: comeremos Callos a la madrileña.
Que sí, que son tripas de la vaca pero... y qué. Están cojonudos. Un manjar que se suele servir caliente en una cacerola de barro y con sus trocitos de punta de jamón, chorizo e incluso morcilla. Innegociable comerlos sin tener cerca (al menos) media barra de pan para acompañarlos.
Nuestros recomendado: Taberna San Mamés (c/ Bravo Murillo, 88) info: http://www.tabernasanmames.es/
Si eres futbolero, no te dejes engañar. Se llama San Mamés no porque sean hinchas del Athletic de Bilbao sino porque su fundador era del pequeño pueblo de la sierra madrileña llamado, evidentemente, San Mamés.


Sábado 16 de Mayo: Bocata de Calamares como dios manda.
Entendemos que has salido el Viernes y que el sábado te levantas casi a la hora de comer. Un madrileño saldría de casa rapidamente en busca de una terracita y caña (siempre Mahou, a poder ser clásica). Es el momento perfecto para una de las grandes tradiciones del madrileñismo y de cuando en los 90 por cada suspenso ("cate" se decía antaño) te invitaban a una copa para acompañarlo: el bocadillo de calamares.
Nuestro recomendado: la misma Cervecería Plaza Mayor (Plaza Mayor, 2) -  http://www.plazamayor2.com/ , pan estrecho, calamares frescos y sensación de comer poco pan y mucho bicho. Eso mola...

Domingo 17 de Mayo: el único, increible pero mágico..., Cocido Madrileño.
Los muy creyentes en lo que no alcanza más allá de nuestros ojos y entendimiento, los domingos van a misa. Los deudores de la fe y corruptos de placeres mucho más materiales y mundanos, los domingos comemos cocido. Cocido madrileño. Por que si no es "madrileño", muy fácil: no es un Cocido.
En dos o tres vuelcos. Si es en dos, te sentirás menos culpable por todo lo que vas a comer. Si es en tres. la ceremonia siempre queda más oficial y distinguida.
Nuestro recomendado: el de la Cervecería Cruz Blanca Vallecas (c/ Carlos Martín Álvarez, 58) - http://www.cruzblancavallecas.com/  Generoso en cantidades, verduras y hortalizas de primera y el paso previo a la mejor siesta de toda tu vida.

De cualquier manera, si quieres saber algo más sobre San Isidro y la programación para este fin de semana, os dejamos el link. Pero hacednos caso, mejor comer y beber y nada más.
+info:   http://www.sanisidromadrid.com/
twitter:   @JRGE09 / @LONGBRIT 

No hay comentarios :

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...