11 de septiembre de 2015

SLIME (Will Archer) y su debut, "Company". La electrónica diferente, sutil.



Un día, recuerdo que hace más o menos un año, una amiga me dijo que poníamos siempre "un mismo rollo parecido de música". Le dije que no era para nada cierto, pero que tendría en cuenta esa honesta percepción. Abrí el blog y le puse varios ejemplos de numerosos y distintos estilos de música de los que solíamos escribir y tratar. Le di al play al audio de uno de los últimos artículos que había escritos y sonaba, no recuerdo exactamente qué, un corte de música electrónica. Ella me respondió diciendo: "Eso es electrónica…?, electrónica es David Ghetta y música de la que ponen en las discotecas!”. Se acabó la conversación (jeje).
Evidentemente, puede que si solo el house comercial es objeto de interés para el gran público, nombres y artistas como el siguiente que presentamos, SLIME, deben ser considerados en alta estima solo para un pequeño abanico de gente que gusta de escuchar texturas, estructuras y géneros dispares, diferentes.
Hace apenas un mes, llegó a nuestros oídos un debut en forma de LP llamado “Company”, firmado por el productor y músico Will Archer, más conocido artísticamente como Slime y natural de las duras tierras británicas de Newcastle. Un disco de música electrónica palpitante, disperso por momentos y elegante. En la producción intervino Dilip Harris (Mount Kimbie, Micachu) confiriendo un sonido orgánico al trabajo, palpable, cercano. Belleza y emoción a partes iguales.

Disponible en una edición limitada en vinilo, este trabajo se adentra en la profundidad de una electrónica con cortes vocales magnéticos y susurrantes, sintetizadores y alguna reminiscencia al synth-pop ochentero y bandas de aquella escena new wave tan heterogénea.
“My Company”, “Thurible”, “In One Year”,… sencillos todos de artesanía digital y analógica a partes iguales. A veces toque de funk y otras más jazz como en “Patricia’s Stories.” Siempre con un halo de misterio, un algo sutil y sugerente que engancha (mucho).

Comenzó Will Archer allá por el 2011 en la escena alternativa del sur de Londres presentando dos EPs entre el r&b y el pop instrospectivo, grabando junto a una pequeña orquesta en el Tate Modern y colaborando con bandas como Vondelpark y artistas como el australiano George Maple. Ayudó al escribir textos y producir el aclamado “Devotion” de Jessie Ware (nominado a algún premio Mercury aquél año).
Pero ahora ha llegado el momento de SLIME, de presentarse con letras mayúsculas y optar, sin ninguna duda, a una de las gratas revelaciones de este 2015. Ser él el protagonista de su misma historia. 

Un LP, este “Company” presentado a finales de Agosto, imprescindible en lo que va de curso.



Twitter: @JRGE09 / @LONGBRIT / @ slimemusic

No hay comentarios :

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...