25 de octubre de 2016

Poemad, Festival de Poesía de Madrid, vuelve en su VI edición mirando a Lorca y abriéndose a nuevos espacios en la capital.


Para los que ya estuvimos por allí el pasado año, disfrutando de esa mezcla tan apropiada entre música y versos, Poemad se ha convertido en una de esas citas ineludibles en la capital, una sonrisa de oreja a oreja en pleno otoño. 

El Festival de Poesía de Madrid comienza hoy mismo en el Centro Cultural Conde Duque con la necesidad de rendir este año, un cálido y sentido homenaje a Lorca en esta, su sexta edición. Un año en el que Poemad ha decidido abrirse camino en nuevas estancias de la ciudad como bibliotecas y librerías. Su directora, en un comunicado a la agencia EFE, afirmaba que "La poesía está muy viva, está reviviendo con estos festivales y el público quiere poesía en escena, a través de la música o la fusión de ilustración y versos (...) estar en la calle antes que quedarse en casa leyendo".

Desde hoy hasta el próximo 29 de octubre, tendremos múltiples ramificaciones del género y presentaciones en directo en el que intervendrán un total de 45 autores, destacando la poeta colombiana Piedad Bonnett, el italiano Milo de Angelis y el catalán Pere Gimferrer. Junto a estos, Álvaro Salvador, Laura Cracco, Aurora Luque, Jesús Aguado, Antonio Colinas (reciente premio Reina Sofía), Victoria Ash, Elvira Sastre, Óscar García Sierra, Escandar Algeet, Carlos Salem y muchos más en un repertorio en el que cabe destacar "Las siete muertes de Federico García Lorca" que servirá para homenajear al poeta granadino en el ochenta aniversario de su asesinato, una actuación en torno "a la simbología de la muerte" de la obra del poeta. Una producción propia de Poemad donde la poesía de Lorca "dialogará" con el flamenco, a través del chelo de la cubana Cari Rosa Varona, la guitarra de Sergio Matesanz y la voz de la francesa Alexandra Templier.


No duerme nadie por el cielo. Nadie, nadie. 
No duerme nadie. 
Las criaturas de la luna huelen y rondan sus cabañas. 
Vendrán las iguanas vivas a morder a los hombres que no sueñan 
y el que huye con el corazón roto encontrará por las esquinas 
al increíble cocodrilo quieto bajo la tierna protesta de los astros. 

No duerme nadie por el mundo. Nadie, nadie. 
No duerme nadie. 
Hay un muerto en el cementerio más lejano 
que se queja tres años 
porque tiene un paisaje seco en la rodilla; 
y el niño que enterraron esta mañana lloraba tanto 
que hubo necesidad de llamar a los perros para que callase. 

No es sueño la vida. ¡Alerta! ¡Alerta! ¡Alerta! 
Nos caemos por las escaleras para comer la tierra húmeda 
o subimos al filo de la nieve con el coro de las dalias muertas. 
Pero no hay olvido, ni sueño: 
carne viva. Los besos atan las bocas 
en una maraña de venas recientes 
y al que le duele su dolor le dolerá sin descanso 
y al que teme la muerte la llevará sobre sus hombros. 

Un día 
los caballos vivirán en las tabernas 
y las hormigas furiosas 
atacarán los cielos amarillos que se refugian en los ojos de las vacas. 

Otro día 
veremos la resurrección de las mariposas disecadas 
y aún andando por un paisaje de esponjas grises y barcos mudos 
veremos brillar nuestro anillo y manar rosas de nuestra lengua. 
¡Alerta! ¡Alerta! ¡Alerta! 
A los que guardan todavía huellas de zarpa y aguacero, 
a aquel muchacho que llora porque no sabe la invención del puente 
o a aquel muerto que ya no tiene más que la cabeza y un zapato, 
hay que llevarlos al muro donde iguanas y sierpes esperan, 
donde espera la dentadura del oso, 
donde espera la mano momificada del niño 
y la piel del camello se eriza con un violento escalofrío azul. 

No duerme nadie por el cielo. Nadie, nadie. 
No duerme nadie. 
Pero si alguien cierra los ojos, 
¡azotadlo, hijos míos, azotadlo! 

Haya un panorama de ojos abiertos 
y amargas llagas encendidas. 

No duerme nadie por el mundo. Nadie, nadie. 
Ya lo he dicho. 
No duerme nadie. 
Pero si alguien tiene por la noche exceso de musgo en las sienes, 
abrid los escotillones para que vea bajo la luna 
las copas falsas, el veneno y la calavera de los teatros.

"Ciudad sin sueño", Federico García Lorca

+info:  http://poemad.com/
twitter: @JRGE09 / @LONGBRIT

No hay comentarios :

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...